Connect with us

Policíaca

PUEBLO MÁGICO, A MERCED DE LA DELINCUENCIA

Published

on

ASESINATOS, ROBOS Y VIOLACIONES A LOS REGLAMENTOS A LA ORDEN DEL DÍA.
Por: Germán Ramos González/Radar Tecate
4 dic pase de revista 017Tecate, Baja Califronia.- Cinco asesinatos violentos, dos secuestros, infinidad de robos a casas habitación y comercios, asaltos, hurto de automóviles y violaciones a los reglamentos municipales, aunado ello a que no se ha podido erradicar la “mordida” por parte de los policias municipales, laceran en estos momentos a la sociedad tecatense.
  Es la misma autoridad quien ha pretendido ocultar a los ciudadanos la dimensión de lo que está aconteciendo en este pequeño rincón de la patria, donde ya los niveles de inseguridad alcanzan a todos los sectores, sin respetar posición económica, si son mujeres, niños o ancianos, donde la falta de efectividad de las autoridades es por demás evidente, pues ni logran prevenir, ni tampoco resolver los casos que cada día se acumulan más en los archivos del crimen.
   El brutal asesinato del bombero Luis Magallanes, a quien propinaron golpes con un televisor en la cabeza, así como al menos 20 heridas con picahielo, puso al descubierto una serie de crímenes que se han cometido y no llegan a ser informados, por el simple hecho de mantener a Tecate como la ciudad más segura de la entidad, lo cual dista mucho de serlo y eso es una realidad, cuando casos de alto impacto azotan al municipio, tal es el caso del secuestro el domingo de un ranchero de la zona de Las Lagunitas en la delegación Mi Ranchito, por el cual ahora están exigiendo rescate.
   Ya en la zona rural, que resulta ser tierra sin ley, el fin de semana habían baleado a un hombre y a su hijo, ambos que se debaten entre la vida y la muerte, hechos acontecidos en una vivienda de El Hongo, lugar donde la falta de vigilancia a disparado los índices delictivos con criminales intocables y protegidos, donde se distribuye droga en cantidades industriales y donde podría haber contubernio con la policía.
   En la otra zona rural, Cerro Azul, hace unos días fueron asesinadas tres personas, solo uno fue identificado con el nombre de Guadalupe Torres, conocido en ese lugar, los otros dos, se encontraban con el típico tiro de gracia y los cadáveres abandonados en caminos vecinales. Este sitio, es famosos por los altos índices delictivos y el consumo de drogas, así como la violación a los reglamentos al tener lugares que expenden bebidas embriagantes a cualquier hora y donde se llevan a cabo peleas de gallos clandestinas.
   Pero Tecate, en la ciudad, también suceden cosas aberrantes, donde el domingo fue encontrado a las 2 de la madrugada el cuerpo de un hombre asesinado de un golpe en la cabeza con un objeto contundente, justo en las afueras del bar conocido como Fiesta Mango, mismo que permanece en la morge y no ha sido identificado, ya que no se le encontraron pertenencias, pues sus victimarios le robaron todo lo que llevaba en los bolsillos.
  Un día antes, el sábado, fue hallado el cadáver de un hombre de entre 45 y 50 años en una zona despoblada perteneciente al lugar conocido como San José al oriente de la ciudad, el cuerpo presentaba 5 impactos de bala calibre 9 milímetros y en el lugar se encontraron casquillos también de arma calibre 45.
   Este mismo domingo, fue asesinado de una forma por demás cruel el bombero Luis Magallanes, quien fue encontrado muerto en el interior de su vivienda, donde se supone personas conocidas de él le arrebataron la vida.
   Tanto el Director de Seguridad Pública Juan Bartolomé Lam Canto, como el Comandante de la Policía Ministerial del Estado Ezequiel Castro han sido observadores de la situación, pues ninguno ha tenido la capacidad (los hechos lo demuestran) para abatir la creciente ola delictiva que invade a Tecate y que parece no tener fin.
   Comerciantes de la Plaza Cuchumá han  alzado la voz, pidiendo la intervención urgente del Gobernador y el Presidente Municipal, pues cinco locales han sido saqueados en los últimos días y las pérdidas ya suman varios miles de pesos.
   La misma zona centro, ha sido víctima de los delincuentes, cuando dejaron la semana pasada a un edificio sin electricidad al robarse el cableado eléctrico. Además dos carros fueron hurtados del estacionamiento de un banco a plena luz del día.
   La Policía Estatal Preventiva no entra a Tecate o al menos eso parece, pues no existen registros de combate a la delincuencia en este municipio.
   El mega operativo de Semana Santa ha sido todo un fracaso en Tecate, pues solamente un día se pasearon alrededor de 20 patrullas, pero no se detuvo a nadie, ni se abatieron los delitos.
   Los reglamentos municipales han fallado o se encuentran arreglados con locales de los llamados giros negros, donde se expende cerveza a toda hora y a menores de edad, así como el caso registrado en un bar llamado El Bunker que se encuentra en el primer cuadro de la ciudad frente al parque, donde la cerveza se vende en cantidades a jóvenes y que toman sobre la banqueta, lo que el domingo provocó una riña masiva, donde hubo al menos 10 lesionados, solo así llegó la policía e inspectores y clausuraron el lugar, pero al día siguiente ya estaba vendiendo licor de nuevo.
   Desgraciadamente esta es la terrible realidad que vive en estos momentos Tecate, donde la seguridad pública es un tema primordial y el más desatendido, donde los jefes policiacos no viven en Tecate y abandonan el mando a subalternos, donde el Alcalde Javier Urbalejo no ha exigido respuesta efectiva y contundente, mientras las colonias se debaten en la expectativa de defenderse solos, donde los niños y las mujeres no pueden salir a jugar o caminar tranquilamente.
   El Pueblo Mágico sumido en la peor de las inseguridades de su historia. Los hechos hablan por si solos.

TECATE EL CLIMA
Advertisement
Advertisement
Advertisement

Facebook